domingo, 7 de agosto de 2016

Crítica de Manual de Supervivencia Escolar de Ned, de Scott Fellows. Recuerdos de la infancia


¡Hola a todos! Como les dije hace unos días en el post que los puse al día con las cosas nuevas que traería a blog, durante este último par de semanas mientras me iba reorganizando para volver al blog, también aproveché el tiempo libre extra de las vacaciones para ponerme a revisionar una serie que hace probablemente 10 años que no veía, pero que como repentinamente la recordé y me entró la nostalgia, tuve la necesidad de volver a verla, aunque sea los primeros episodios (Me enganché tanto que la miré entera). Y esa serie como ya podrán ver, es el Manual de Supervivencia Escolar de Ned. No les suena, ¿No? Si ese es el caso, no los culpo. Esta serie no fue Lost ni The X-Files, no se difundió masivamente en todo el mundo, no fue vista por millones de personas ni la repitieron hasta el cansancio en la TV. Solo se trataba de una modesta sitcom de Nickelodeon en la época dorada del canal que se caracterizó por transmitir grandes series como Bob Esponja (Antes de que decayera y se volviera una monstruosidad), Drake y Josh, Danny Phantom, Los Padrinos Mágicos (Otro show más que cayó por extenderse demasiado), Avatar: La Leyenda de Aang y muchas más. Y entre todas estas joyas de la niñez, también se encontraba el Manual de Supervivencia Escolar de Ned, una estupenda serie que a diferencia de muchas de las otras series mencionadas, hoy en día habiendo pasado ya 9 años desde que finalizó, no es tan recordada que digamos, así que me vi obligado a la tarea de hacer una reseña como Dios manda para recomendarles la serie y que le de una oportunidad en caso de que no la hayan visto, o si ya la vieron hacer que la recuerden para que le den un merecido revisionado completo. A diferencia de como acostumbro con mis críticas, esta no contendrá spoilers, porque la idea es que quien no haya visto el show se anime a hacerlo al terminar de leer este post. Dicho esto, empecemos.

La trama gira en torno a Ned Bigby, un chico ordinario que va a la escuela como cualquier otro y que para sobrevivir a este terrible infierno (Vamos, nadie recuerda este lugar con cariño) decide crear junto a sus mejores amigos Moze y Cookie un Manual de Supervivencia en el que día a día incluyen nuevos tips y consejos para afrontar los distintos problemas que debes afrontar en la escuela. Cada capítulo se dividía en 2 episodios de 11 minutos, llevando cada uno de título el tópico principal de la trama que abarcaría dicho episodio (Por ejemplo, los dos episodios que componen al primer capítulo son "Primer día" y "Casilleros"). Esta estructura de dos historias cortas permitía que el ritmo siempre fuera dinámico y fluido, la trama se desarrolla de forma directa sin pausas innecesarias en escenas de relleno, un problema en el que caen muchas series. Y al contrario de lo que pudiera esperarse, cuando el episodio acaba, uno no se pone a pensar que no se aprovechó la problemática del todo por su falta de tiempo, sino todo lo contrario: cada segundo cuenta y todas las escenas importan, ya sean para hacer evolucionar la trama, mostrarnos un momento que es importante para los personajes o para añadir algún puntazo cómico. Pero creo que la mejor forma de explicar la grandeza de esta serie, es a través de sus personajes, que con el corazón y alma de este show.



Por supuesto y como cabe de esperarse, la "trinidad" por así decirlo de protagonistas, formada por Ned, su mejor amiga Moze y su mejor amigo Cookie son los personajes más queribles, divertidos y tridimensionales de la serie. Hay algo especial con este formato de las "trinidades", un recurso que se utiliza más a menudo de lo que piensan. Es una idea interesante que tomaría un largo tiempo analizar y creo que se merece un post aparte (Algún día), pero básicamente lo que trato de explicar es que, aunque no lo crean (O tal vez si, tampoco revelaré algo shockeante), muchas de las mejores películas y series que tanto amamos, elogiamos y defendemos tienen como característica principal tener tres protagonistas que son amigos inseparables. Sumado a ellos hay una gran diversidad de personajes secundarios que los acompañarán en sus vivencias, pero cada trama se enfoca principalmente en ellos tres. Y por lo general, incluso como es el vínculo entre ellos se repite y quizás ni lo notaron: el protagonista principal (Se que es una redundancia pero siempre hay un protagonista que se destaca más que los otros dos o es más importante) cuyos dos amigos son generalmente una amigo/a inseparable a la que sin darse cuenta esta enamorado/a y viceversa o al menos tienen una química tan fantástica que aunque nunca suceda que se forme la pareja de todos modos los espectadores sueñan con que esto ocurriese (Las clásicas otp: One True Pairing, este término se refiere usualmente a esas personas que están "destinas a ser parejas") y el otro mejor amigo/amiga que usualmente es del mismo sexo que dicho protagonista y tiene un interés amoroso con algún personaje secundario que no forme parte de la "trinidad" para impedir que se forme cualquier tipo de triángulo amoroso entre los tres mejores amigos y su amistad no se rompa (Además el tercer amigo/a suele ser el que trata de mediar y unir a los otros dos). Obviamente esta no es una norma irrompible y a veces se dan excepciones o variaciones en esta fórmula (Quizás el protagonista no tiene ningún interés romántico y son sus dos mejores amigos los que se atraen entre si, o quizás no ocurre nada romántico entre ninguno de ellos y su historia nada más refleja el vínculo irrompible entre los tres, por dar solo un par de ejemplos entre tantos) pero si cabe mencionar que es un esquema que suele repetirse a menudo. Algunos de los ejemplos más reconocibles y populares de trinidades serían: Aang/Katara/Zokka en Avatar: La Leyenda de Aang, Bob Esponja/Patricio Estrella/Calamardo en Bob Esponja, Harry/Hermione/Ron en la saga Harry Potter, Kirk/Spock/McCoy en la saga original de Star Trek, Goku/Vegeta/Piccolo en Dragon Ball Z, Batman/Superman/Mujer Maravilla en La Liga de la Justicia, Iron Man/Capitán América/Thor en Los Vengadores, Wolverine/Jean Grey/Cíclope en los X-Men ¿Y cómo no mencionar Star Wars? ¡Esa fórmula la usan en prácticamente cada trilogía o serie nueva que sacan! Han/Luke/Leia en la trilogía original, Obi Wan/Anakin/Padme en las precuelas, ahora Rey/Finn/Poe en la trilogía de secuelas ¡Incluso en la serie animada The Clone Wars teníamos la trinidad Obi Wan/Ahsoka/Anakin! ¿En que coinciden todas? Todas fueron un éxito en mayor o menor medida (Ahora me van a dejar comentarios diciendo que las precuelas son un asco y no triunfaron. En taquilla les fue muy bien ¿ok?).



Si, evidentemente hay algo irresistible en esta técnica que hace que sin importar cuantas veces se recicle o repita (Con variaciones entre cada una, cabe aclararlo) aun así el público la siga aceptando, y el Manual de Supervivencia Escolar de Ned cumple esta norma de forma intachable. ya que su trío de protagonistas Ned/Moze/Cookie, interpretados magistralmente por Devon Werkheiser, Lindsey Shaw y Daniel Curtis Lee respectivamente, forma un vínculo tan bonito que es imposible no adorar a la serie tan solo por el simple hecho de ver la hermosa amistad que hay entre ellos. Es tan natural la forma en que interactuan, signo inequívoco de que su química trasciende de la pantalla hasta la realidad (Se sabe que Devon, Lindsey y Daniel eran grandes amigos mientras rodaban la serie. Aun lo son), que uno realmente se cree que estos chicos son mejores amigos de toda la vida que siempre han estado juntos y siempre lo estarán sin importar que pase. La química en el trío protagonista es palpable y la virtud fundamental de la serie. Cada escena que comparten juntos, cada chiste, cada gesto por parte de los actores, cada detalle por más pequeño que sea demuestra un innegable talento por parte de estos, en ese entonces, muy jóvenes actores (Lindsey llevándole 2 años a sus compañeros Devon y Daniel aun así apenas tenía 15 años cuando comenzó la serie) al igual que una excelente estructuración en la interacción entre los personajes. Los guionistas saben bien lo que hacen, perfilando bien a cada uno y dotándolos de personalidad muy distintas, lo que no impide que aun así su amistad sea irrompible. Hablemos un poco de cada uno de ellos por separado.



Empecemos, como no podía ser de otro modo, con Ned, el chico del Manual. Que protagonista más genial. ¿Cómo no identificarse con él y los problemas por los que pasa? ¿Quién no ha sentido alguna vez la agobiante presión de los estudios? ¿Quién no ha tenido un profesor que simplemente rechazadas con solo mirarlo de lo malo que era? ¿Quién no ha sentido aunque sea una vez la frustración de que la persona que te gusta o al menos atrae, negarse a salir contigo, ya sea porque no le gustas, porque esta en pareja u otro motivo? Si no logras sentirte identificado con al menos una de estas cosas, probablemente nunca fuiste a la escuela, o estabas tan distraído que no te dabas cuenta de nada de lo que pasaba a tu alrededor. Pero al menos que seas esa persona es un millón, por supuesto estos problemas e inquietudes te sonarán conocidos, porque tu mismo las viviste o vives actualmente. Eso permite que cuando el personaje sufre, tu sufras con él, y que cuando esta feliz por un logro, sientas que ese logro es tuyo también. Me gusta que sea un personaje con el que cualquier chico pueda sentirse representado en la serie. Es divertido, siempre alegre y con una gran sonrisa, inteligente pero a la vez muy vago, lo que le impide muchas veces tener mejores notas en la escuela de las que consigue realmente, ya que como nos muestran diariamente en la serie, si se empeña en esforzarse y estudiar es capaz de sacarse incluso una A en los exámenes (Un 10 en el método de evaluación de EEUU) pero por ser tan flojo y tener tendencia a distraerse y buscar salidas fáciles suele irle mucho peor de lo que debería. En cuanto a su vínculo con el resto de los personajes, hay muchas cosas por destacar: su gran amistad con Cookie, con quien forma un dúo muy peculiar ya que son completamente opuestos en casi todo pero aun así son mejores amigos; su camaradería con Gordy, un conserje con el que siempre puedes contar, su "enemistad" con el Sr Sweeney, el malvado profesor de ciencias, y por supuesto, el triángulo amoroso entre él y los dos personajes femeninos principales de la serie, Moze y Suzie, su mejor amiga y la chica de sus sueños respectivamente. Si, Ned tiene varias personas importantes en su vida, y cada una cumple un rol genial a su modo ¿Cómo no adorar esa amistad irrompible que tiene con Moze, Cookie y Gordy? ¿O sus constantes intentos por intentar salir con Suzie? ¿O el miedo que sentían él y Cookie cada vez que se topaban con Loomer? Cosas como estas hacen a la serie y al personaje grandiosos. Otra característica adicional de Ned que lo hace especial es que rompe la cuarta pared, es decir que es capaz de hablarle directamente al espectador. Si, al estilo Deadpool. Pero, a diferencia del mercenario bocazas, Bigby no es consciente de ser un personaje de televisión, sino que más bien utiliza este recurso narrativo para que poder aconsejarle a los televidentes como solucionar el problema que se plantea en cada capítulo a través de varios tips útiles que añade luego en el Manual, y francamente es un rasgo del personaje muy característico que nunca se siente forzado ni fuera de lugar, sino que esta muy bien empleado y sirve a la perfección para que siempre pueda hacer una pausa, romper la cuarta pared, hablarle al espectador y ayudarlo. Tal vez Deadpool haya maravillado a todos cuando vieron que les hablaba, pero nunca olviden que Ned lo hizo primero (Tal vez si ya nos atenemos a los cómics el mutante sea anterior pero en lo que se refiere al menos a cine y televisión Ned Bigby fue el precursor de romper la cuarta pared).


Pasemos ahora a Moze. Esta chica es extraordinaria por donde se lo vea. Muy inteligente y divertida, excelente deportista, con un don innato para la carpintería al igual que un lado rudo y un poco violento que la hace parecer en cierto modo mas hombre que Ned y Cookie juntos, ya que ante los problemas como por ejemplo cuando se aparece un bravucón sus amigos se acobardan mientras que se planta ante los abusadores y sale al rescate de sus amigos. Es la protectora del grupo, la voz de la razón a la que Ned y Cookie siempre deberían escuchar, aunque siempre la ignoran y no es hasta que el plan de Gordy fracasa que van con ella por una solución real. Adoro su personalidad tan competitiva y determinada, y como esto le impide encontrar una verdadera amiga mujer, razón por la que solo tiene amigos varones. A lo largo de la serie, vemos que su gran meta es tratar de conseguir una mejor amiga mujer, algo que le resulta mas difícil de lo que parece y nos deja momentos hilarantes para el recuerdo. Me parece genial su continua rivalidad con Suzie, quien curiosamente es igual a ella en muchos aspectos (Competitiva, gran deportista, buena estudiante, etc), y como ninguna de las dos se da cuenta que si dejaran de pelearse por un instante y trataran de conocerse un poco más podrían ser grandes amigas. Gran parte de la serie se enfoca en como avanza la relación entre ellas dos e intentan ver si pueden ser amigas o están destinadas a odiarse por siempre. También es genial como, en las innumerables veces que ella se peleaba con Ned y Cookie por alguna tontería, ella siempre se las ingeniaba para salirse con la suya, y si bien sus amigos también han tenido sus pequeñas victorias, es innegable que Mozely casi siempre es la que termina ganando. El gif de ella que encabeza este párrafo lo resume todo. Pero obviamente, si debemos destacar algo sobre ella ante todo, es su muy compleja relación con Ned, que tiene varios matices y se desarrolla de forma ejemplar. Desde el minuto 1 de la serie uno se da cuenta que estos dos están hechos el uno para el otro y que si bien lo de mejores amigos les queda muy bien, su vínculo es demasiado fuerte y da para mucho más. Ambos se quieren muchísimo, más de lo que se dan cuenta, y ninguno se anima a dar el siguiente paso. Sumemos a esto a Suzie Crabbgrass en la fórmula, el gran amor imposible de Ned y eterna rival de Moze como ya dijimos, y tenemos un triángulo amoroso de lo mas descabellado y cómico que pueda haber. Los mejores capítulos de la serie han surgido a partir de las tramas que rodeaban a estos tres personajes al estar juntos. En definitiva, podría resumir a Ned y Moze como algo similar a Rachel y Ross de Friends, amigos que nunca se terminan de decidir si deben ser solo eso o dar el siguiente paso, y personalmente este tipo de amistades conflictivas cuando se hacen bien, con mucha comicidad y sin tanto momento cursi y de vergüenza ajena, resulta de lo mas ameno y divertido que pueda haber.


Seguimos entonces con Cookie, el gran genio informático, el buen alumno que nunca defrauda, el chico 10 podría decirse. Si bien admito que Ned y Moze me gustan más, no hay que desmerecer al buen Cookie, ya que con nuestros otros dos personajes forman un trío de amigos enternecedor y comiquísimo a cada momento, y cuando el guion lo obliga a verse alejado de sus amigos para que vivan tramas separadas sabe lucirse muy bien por su cuenta. Algo genial del personaje es que a pesar de ser tan inteligente siempre se manda alguna metida de pata o se le ocurre una idea tonta para contradecir a las normas establecidas (Por ejemplo, no querer hacer gimnasia) y se mete en problemas siempre enteramente por su culpa. A cada momento se le presenta la oportunidad de corregir sus errores o una solución práctica por parte de Ned y Moze para salir del apuro, la cual el simplemente ignora porque cree que haciéndolo a su modo saldrá todo bien, y al final de cada episodio choca con la realidad y se percata de lo estúpido que fue y como cosas tan insignificantes las transformó en algo tan problemático. En serio, a veces al ver la serie uno se pone a pensar como hizo para meterse en ciertos líos. Es el típico chico que no tiene problemas y por tarado los busca el mismo. Pero vamos, si bien Cookie no es perfecto siempre demuestra ser generoso, atento y un gran amigo, y Ned y Cookie estarían incompletos sin él. Es la tercer rueda del triciclo sin la cual no andaría. Pero suficiente de hablar de los protagonistas. Es momento de dedicarle unas líneas a los personajes secundarios, que de no ser por ellos claramente la serie no sería lo mismo.


Hay muchos grandes personajes por mencionar, pero el mejor de ellos es Gordy, el simpático y bonachón conserje de limpieza que hace de todo salvo limpiar. Esta es la clase de amigo adulto con el que cualquier chico desea tener. En la ausencia de los padres de Ned y compañía (La serie pasa casi el 100% del tiempo dentro de la escuela y nunca se nos enseña a los padres de ninguno de los personajes principales ni secundarios a pesar de que los tengan y a veces los mencionen, salvo por los papás de Faymen que aparecieron una vez), Gordy vendría a ser la figura paterna de los chicos, aquel con quien siempre pueden contar para que los ayude y aconseje cuando se requiera. Es el adulto irresponsable que no terminó de madurar, que vive relajado y trata de disfrutar la vida a cada instante, y esto permite que pueda ponerse un poco al mismo nivel que Ned, Moze y Cookie, y que su relación sea más cercana, informal y amigable. Es genial cuando idea sus planes locos para encontrar una solución al problema que los chicos le plantean, y como siempre le salen mal o debe modificarlos sobre la marcha sin importar que pase. Y por supuesto, su odisea incansable por atrapar a la comadreja, un escurridizo animal suelto en la escuela que le es imposible atrapar, es una de las cosas mas disparatadas y geniales de la serie.


Otro secundario de lujo con el que cuenta la serie es el profesor Sweeney, el malvado maestro de ciencias que le hace imposible la vida a los chicos, y la gran pesadilla de Ned. Todos tienen o tuvieron un profesor insoportable y odioso que con su sola mención te daban ganas de estrangularlo. Para Ned ese sería Sweeney. Y si, admito que a veces tiene sus cosas viles y tiene una risa malvada muy convincente y aterradora que hace que nos pongamos del lado de Ned a veces, pero también es cierto que Bigby no es precisamente un alumno brillante y Sweeney tiene sus buenas razones para estarlo castigando (Otras lo hace por malo, es verdad). Y si, nos lo pintan como el malo del cuento, pero también es cierto que tiene un lado amable y mas humano que si bien no aparece tan seguido como Ned quisiera, cuando lo hace uno realmente se pone a pensar "No es tan malo después de todo, solo quiere lo mejor para sus alumnos, para que se esfuercen y estudien". Sin embargo, Sweeney no es el único gran profesor de la serie, ya que hay otros maestros que son casi igual de divertidos que él, cada uno a su manera: el viejo y senil Director Pal, la ruda maestra Dirga de gimnasia, la profesora virtual, el afeminado y simpático señor Monroe, el excéntrico Chopsaw de la clase de carpintería, cuya relación de mentor/alumno con Moze es uno de los tantos puntazos de la serie, y por supuesto, el Subdirector Crubbs, un personaje que se nos introduce en la segunda temporada de la serie y resulta ser aun mas malo (Y quizás divertido) que el propio Sweeney, aunque la disputa entre ambos esta muy peleada. Su característica vestimenta a lo Miami Vice, su forma exaltada de decir todo y como se saca sus lentes de sol (Totalmente normal ver a un subdirector llevando uno de esos en la escuela, ¿no?) cada vez que termina de decir una frase hacen de este personaje uno de lo mas imprescindibles de todos.


En cuanto a los alumnos, pues todos son estereotipos, pero estereotipos muy queribles y bien hechos. Y es que la serie sabe muy bien como introducirnos distintos tipos de alumnos para que cada espectador chico o adolescente pueda sentirse identificado con él o relacionarlo a alguno de sus compañeros: ¿Quién al ver la serie alguna vez no ha pensado "Ese bravucón es como uno que tengo en la escuela" o "Esa chica popular irritante es igual a una compañera mía"? Si, los guionistas supieron realmente como crear una escuela en la que tantos nuestros protagonistas como el resto de sus compañeros y los profesores se sintieran como si fueran parte de una verdadera escuela, aunque sean versiones exageradas de la realidad. Volviendo puntualmente a los alumnos, pues son demasiados, pero por mencionar a algunos tenemos a Billy Loomer y sus dos amigos, los típicos matones del colegio, la pandilla elefante que sería la versión femenina de Loomer y sus amigos, Missy la chica popular que se cree superior a todos y logra sacarte de quicio a veces, Seth el chico guapo y atlético de la escuela obsesionado con los deportes y tarado como nadie (Joey de Friends creo que tiene un hijo no reconocido por aquí), Lisa Zemo la chica dulce de corazón de oro, Cabeza de Coco el pobre que todo le sale mal y siempre es burlado o golpeado, Martin Qwerly que nunca para de hablar, Suzie el ya mencionado amor imposible de Ned, que al principio en la serie me parecía algo pesada, antipática y molesta, no veía como Ned podía gustarle mas allá de su belleza pero que luego le trabajaron mejor su personalidad y se volvió mucho mas dulce y agradable, el Chico de la Mochila que siempre esta listo con lo que sea, Claire Sawyer futura abogada (Claire, te conocemos desde pre-kinder) y muchos más.


Antes de finalizar, quisiera mencionar el hecho de que la serie no se tome en serio a si misma. Tiene sus momentos profundos cuando se lo requiere pero en su mayoría es una inocente sitcom bien intencionada de un humor muy blanco cuyo propósito es entretenerte durante 30 minutos a través de sus queribles personajes, el hermoso vínculo que hay entre ellos, la excelente química y talento de los actores, tramas sencillas pero muy bien elaboradas, consejos útiles para sobrevivir a la escuela y grandes dosis de humor. Me encanta como, salvo por las risas de fondo (Curioso que no las emplearan), la serie utilice numerosos efectos de sonido caricaturescos para enfatizar las emociones el estado de los personajes, al igual que efectos especiales a veces intencionalmente falsos para acentuar lo ridículo y paródico de las situaciones que presenta (los golpes de pim pam pum al estilo Batman de Adam West, los muñecos falsos cuando un personaje se golpea en lugar de dobles, etc). Si ese tipo de cosas llevadas a la exageración te hacen reír, entonces morirás de risa con esta serie. Si prefieres un humor más negro como en Padre de Familia o South Park, buscas en el lugar equivocado. Así que, como podrán ver, adoro esta serie, y si no la vieron les pido que le den una oportunidad. ¿Guilty pleasure? Puede ser, pero si es un crimen querer tanto una serie con personajes tan inolvidables que nunca falla en hacerme reír, me declaro culpable. Tal vez  algún día haga un diario sobre ella, porque la he disfrutado a montones y me encantaría revisionarla de nuevo, al igual que poder hablar en detalle de cada episodio con spoilers. Nada más que agregar. Se cuidan amigos, nos vemos!

NOTA: 10/10

7 comentarios:

  1. Finalmente te decidiste en hacer la critica, que bueno empezaba a creer que estaba solo en el blog, oye no leiste mi nota sobre la pasión de cristo, esperaba tu opinion del tema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Franco! En realidad hace días que empecé el post pero como quería extenderme y desarrollar bien el tema fui avanzando en la crítica un poco cada día, me tomo algunos días terminarlas, pero ya la estaba preparando hace rato.
      Si vi tu post de la pasion de cristo y hasta arregle las etiquetas pero olvide comentar, ahora voy a hacerlo.
      Tranquilo, no estas solo: yo pienso seguir publicando posts aunque sea los fines de semana y Logan dijo que a partir de mañana ya volverá al blog.
      ¿Qué te pareció la crítica por cierto? ¿Que pensas de la serie? ¿Te gusta la idea de que haga un diario reseñandola capítulo a capítulo en el futuro? Tu opinión me interesa mucho.
      Saludos y gracias por comentar!

      Eliminar
    2. La miraba la serie, aunque me gustaba mas kenan y kel.

      Eliminar
    3. kenan y Kel nunca la vi lamentablemente, tendría que hacerlo algún día, La que me dieron ganas de revisionar ahora es Drake y Josh, la otra gran sitcom de Nickelodeon junto al Manual de Ned.

      Eliminar
  2. Muy buena crítica, se nota tu amor por esta serie, y eso es algo que me gusta mucho leer en este tipo de posts ;)
    Tal vez vea algún episodio algún día y si me entretiene, veré más. El problema es que hoy en día busco otro tipo de series XD
    Muy cierto eso que dices de los tríos, ya lo habíamos hablado tú y yo en otra ocasión XD

    Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Logan! Si, esta serie me encanta, me alegra que te haya gustado la crítica!
      No sé cual es el tipo de comedias que te gustan, eso si recuerdo que adoras Friends y TBBT, pero no puedo asegurarte si esta serie te gustará o no. Tendrás que verla por ti mismo algún día y darle una oportunidad, ya me contarás cuando la veas que te parece ;)
      Si, yo también estoy en busca de otro tipo de series, solo revisioné esta porque me entró la nostalgia y no pude resistirme a verla nuevamente de principio a fin xD
      Si, es muy interesante eso de los tríos, ya encontraré la forma de desarrollar el tema como se debe en un post aparte. Ya te contaré
      Saludos amigo!!

      Eliminar
  3. Y salvado por la campana, o los años maravillosos, los protagonistas también hablaban a la pantalla... Series muy buenas...

    ResponderEliminar